Margarita Xirgu

 

 

 

20. LAS REFORMAS DE LA CASA DE BADALONA


Margarita Xirgu compra una casa en Badalona, en la calle Santa Madrona nº 118, a la orilla del mar, el 17 de noviembre de 1.922. Era una casa de pescadores justo en frente de la vía del tren y de la playa. Posteriormente, el 29 de julio de 1.924 también compra una casa en la calle Santa María nº 124 y, de esta forma, une las dos viviendas, dado que una se halla a continuación de la otra. La casa alcanza, de esta forma, una longitud de 40 m., de una calle a otra, para una anchura de 5 m. aproximadamente.

Las casas fueron compradas para que su madre, Pepeta Xirgu i Polls, mejorara de salud dado que el lugar donde vivía en Barcelona resultaba poco recomendable para ella. Por añadidura, si vivían con su madre su hermano Miquel y su familia, cuando ella hiciera temporada de teatro en Barcelona, y dado que Badalona se encuentra sólo a 15 km de la ciudad, podría alojarse en la casa familiar lo cual resultaría más cómodo que hospedarse en un hotel barcelonés, disfrutando así de la familia. En principio la casa frente al mar sería para la Xirgu, su marido Josep Arnall y sus huéspedes, y la de la parte trasera para su familia.

Para empezar a vivir en esta casa de Badalona tuvieron que acometer pequeñas reformas, dejando las más importantes para más adelante. Desgraciadamente la madre de la Xirgu muere el 25 de agosto de 1.926, antes de que sean ejecutadas dichas reformas que dan comienzo en abril de 1.931 y no concluyen hasta julio del mismo año. La casa frente al mar seguiría siendo para la Xirgu, su marido y sus huéspedes, y la de detrás para su hermano Miquel y su familia: la esposa, Pepeta Rico, y los hijos Margarida, Salvador, Roser y Miquel.

Per aquellos tiempos Margarita Xirgu se encuentra en Madrid preparando el estreno de "Fermín Galán", de Rafael Alberti en el Teatro Español, para el 1 de junio; lo cual no le impide mantener una curiosa correspondencia con su hermano Miquel, guiándole hasta en los más mínimos detalles en la reforma de su casa.

A continuación se detallan estos prosaicos escritos, donde se descubre la actriz-mujer en su circunstancia doméstica y humana. Una vez más se observa inquieta, desbordando nuevas ideas, renovadora......

Las personas que Margarita cita son:

Miguelín (Miquel Xirgu y Rico, su sobrino).

Pepita (Pepeta Rico y Mingarro, su cuñada).

Natalia (Natalia Valenzuela Fornells, su camarera y, posteriormente, criada y niñera de la familia).

Montaner (Joaquín Montaner, dramaturgo poético)

Ortín (Miquel Ortín y Paesa, actor, administrador de la compañía Xirgu y segundo marido de Margarita).

Pepe (Josep Arnall y Melero, su primer marido).

Alberti (Rafael Alberti, poeta y dramaturgo).

Ahijada o Nena (Margarida Xirgu y Rico, si ahijada y sobrina).

Roseret de casa (Roser Xirgu y Rico, su sobrina).

Pijoán (Baltasar Pijoán y Soteres, su médico especialista del pulmón).

 

Carta 1

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
19 Abril 1.931

Mi querido hermano: he recibido tu carta. No quisiera que fueras tan pesimista. Dios proveerá. Acuérdate de la parábola de los lirios silvestres. ¿Quién puede ufanarse de tener vestidos más bonitos?.

Bueno; vamos a la reforma de la casa. Primeramente debes comprender que si la casa no queda para poder vivir yo en ella a gusto, no estoy en condiciones de hacer una reforma, pues tengo que pensar en hacerme en donde sea una barraca, si quieres, pero a propósito para vivir yo en ella y en este caso debo guardar mis pocas pesetas, y como los negocios no van muy bien con estos jaleos, quien sabe lo que puede ocurrir.

En mi carta de ayer daba la idea de que se hiciera un cuarto estudio en las golfas de la casa de adelante, precisamente para que os quedara una habitación para dormir vosotros y en caso de enfermedad para quien fuese. Si os pareciera bien así, conformes. Si no, no veo solución. De este modo sólo se arreglaría la casa de delante bien y si después del invierno vierais que os es incómodo, entonces se podría ver la manera de hacer cocina y comedor en la casa de atrás para que no tuvierais que pasar de un lado para otro por la noche. Otra cosa no se me ocurre. Si no os parece bien decidlo. Así yo tendré mi casa, de otro modo habrá que pensar, si es preciso en vender esas casas, pues a mi el sitio nunca me ha gustado.

Miguelín supongo que crecerá y llorará cada día menos, yo estoy segura de ello de modo que no me preocupa nada; lo de los enfermos ya es otra cosa y por eso pensé en dejar una habitación para vosotros.

Ya me dirás lo que resulta de la Exposición y sobre todo debes tener ánimo y hacerle comprender a Pepita la realidad de las cosas, que vuestra situación no es tan desagradable como para que seas tan pesimista. ¿No es natural y lógico que quiera gozar yo unos meses de una mayor comodidad en mi casa?.

Abrazos. Margarita.

 

Carta 2


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
26 Abril 1.931

Mi querido hermano: me parece muy bien todo. Lo del water está muy bien porque habiendo dos, el cuarto de baño puede estar más limpio. En detalles puedes tú, con tu buen gusto, modificar lo que te parezca. En el pisito de las golfas si pudieras en algún rincón hacer un armario para mals endressos (trastero) aunque fuera pequeñito, sería muy conveniente. Una caja vieja de sombreros, unos zapatos, los trapos y escobas de limpieza, en fin un pequeño desahogo para no tener que bajar y subir tanto. Quizá un armario de obra empotrado en la pared.

Para mi cuarto ya te dije que me parecía que las camas debían de estar como están las de la alcoba. Cuando pueda comprar un cuarto dormitorio pienso comprar: las camas, armario grande y tocador o escritorio chico. Te digo esto porque si te parece que las camas van mal colocadas en la forma que digo para la combinación de muebles y te parecen mejor con los pies para la mar y la cabeza para la escalera a mi me da lo mismo.

Respecto a los muebles del cuarto estudio creo que es mejor lo arregles a tu gusto. Para la terracita compraré unos muebles de mimbre y una lámpara de mimbre también para poder estar en verano. Es preciso que cuides el cuarto estudio; pues ya que hacemos el gasto, es preferible que quede una cosa bien, especialmente la terracita, que no tengamos que gastar más, pero no vaya a ser que por ahorrar unas pesetas no quede de buen gusto.

Estoy bien del brazo y Natalia también, todos estamos bien. Tranquilidad absoluta. El negocio mal; no sé si por la República o porque la obra está ya gastada; estamos ya en la 86 y 87 representación.
Abrazos a todos. Margarita.

 

Dormitorio de Margarita Xirgu con el mar Mediterráneo al fondo, tal como le gustaba a ella.


Foto publicada en "La Prensa" 9/4/1.970

El mismo dormitorio visto desde otro ángulo.

Foto publicada en "La Prensa" 26/5/1.970


Carta 3

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
26 Abril 1.931

Mi querido hermano: por teléfono pregunta a Montaner si ha recibido mi carta y si te dice que sí, pregúntale el nombre de unas hierbas que le curaron una erupción que tuvo en las manos, o que te diga como puedes encontrarlas y, si las encuentras, me las mandas y me dices como deben tomarse. Son para un compañero.

He pensado que debes mandar pintar las maderas de los armarios del comedor del mismo tono blanco o amarillo de la pared, porque así dará la impresión de más luz. Pero que raspen bien la pintura verde, no hagan un birrión.

Abrazos. Margarita.

 

Carta 4

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
27 Abril 1.931

Mi querido hermano: debes procurar que las nuevas vidrieras del hall sean todas de cristales hasta el techo, para que en invierno tengas la máxima luz posible y así será algo más claro el comedor. También creo que deben ser del mismo estilo las que comunican con el patio, porque como se ven desde la entrada ha de quedar la casa renovada con el mismo gusto y estilo y, sobretodo, que cierren bien ajustadas, para que no entre el aire. Me parece que ahora ya no me queda nada que decir. Te adjunto el plano de la fachada. Para el verano con las puertas de hierro y cristal quizá será demasiada luz, pero ya veremos de poner unas buenas cortinas o toldo estilo playa, que eviten la demasiada claridad. Un toldito de tela barreada en amarillo o azul, como los que tienen en los bares, no estaría mal. Que cogiese puerta y ventana, podrías ver el precio y que hicieran de la misma tela una sombrilla para colocar en una mesa de hierro en la terracita. Esas mesas tienen un agujero en el centro para colocar la sombrilla, pero se ha de procurar que quede bien sujeta. Me parece que haría bonito un toldo y la sombrilla. Ese toldo que quedara recogido como el de los bares. Los que hay en la terraza de Font Romeu funcionan con una manivela que mueve cualquiera y son de una tela color naranja lisa y hacen muy bonito. Otra cosa. La puertecita de la escalera sería conveniente la agrandaras lo más posible, porque es muy pequeña y así daría también más luz. Anota todo lo que voy diciendo. No sé si sería conveniente suprimir las puertas del comedor, con el paso donde estará ahora la puerta de la cocina. Con las que comunican con el patio serían suficiente.

La fachada queda muy bonita y con el toldo no creo que quede mal. Quizá se podría poner otro arriba en la terracita, en vez de la sombrilla. Dime tu parecer y si te pareciera bien y no costara mucho vería de comprarlo.

Abrazos. Margarita.

¿Es Santa Maria 124 vuestra nueva casa?

 

 

cliquea aquí para ver la carta

Fachada de la casa de la c/Sta Madrona 118

Foto publicada en "La Prensa" 9/4/1.970

 

Carta 5

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
28 Abril 1.931

Mi querido hermano: recibí tu carta. Ortín te mandará lo que pides.

Respecto a las vidrieras del hall, creo que no debes suprimirlas. Hace un poquito de recibidor para el que espera poder pasar a la casa y evita mucho el frío una segunda puerta. En todos los buenos hoteles hay una vidriera antes de entrar en el hall. Lo que quizá sería conveniente es que fuera toda de cristales. No la suprimas que luego verías en invierno que yo tengo razón. Han de ser la que da al patio y la de entrada del mismo gusto.

Y vamos al patio. Creo que debes poner un arrimadero de azulejos allí donde comemos en verano, y en la columna que divide los dos arcos alrededor. Me gustaría que tapiaras la puertecita que comunica con el water, que cambiaras la ventana y se pusiera igual a las de la tribuna. Además he pensado que tapiando esa puerta, quizá se podría poner una bañera desde la puerta hasta el calentador de gas, pasar el water donde está la puerta y con el calentador eléctrico podría quedar otro cuarto de baño chiquito pero muy mono, como reunida la familia somos muchos, no estaría por demás tener otro cuarto de baño. Si las circunstancias, o sea el dinero, me lo permiten me gustaría que la reforma fuera una cosa bien.

Adiós. Te abraza. Margarita.

 

El patio de la casa de Badalona

 

Cliquea aquí

Margarida Xirgu en el patio de la casa de la calle Santa Madrona.

Foto: El meu avi.


Carta 6


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
5 Mayo 1.931

P.S: No olvides que el comedor de tonos claros dará más luz.

Mi querido hermano: sí, me hace ilusión la reforma porque pienso que quizá con un poco más de comodidad, me encontraré mejor en mi casa.

Me parece muy bien lo de agrandar el comedor. Procura saber poco más o menos lo que cuesta el arrimadero del hall y dímelo, veré de hacerlo.

No sé si sería más bonito en el cuarto de estudio, que la puerta de entrada no cayera frente la puerta de la azotea; a mi me parece que quedan los ángulos más graciosos para colocar los muebles.

Te abraza. Margarita.

 


Foto publicada en "La Prensa" 26/5/1.970

 

Carta 7

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
Mayo 1.931

Mi querido hermano: Pepe ha llegado felizmente. Me ha dicho que es difícil de ensanchar la puerta del hall. He pensado otra cosa que tal vez te parecerá bien; yo no puedo asegurar desde aquí nada y a tu gusto lo dejo. Suprimir la puerta del hall y poner, como indico en el dibujo, con barandilla toda la escalera pero sin puerta no sé si haría bonito. Yo recuerdo haber visto eso en alguna parte y hacía bonito. No sé si en este caso sería necesaria una puerta arriba. Tu verás.

Abrazos. Margarita.

 

Carta 8


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
10 Mayo 1.931

Mi querido hermano: conforme con que se ponga el marco de madera en la salida de la tribuna. Yo he pensado poner unas cortinas de damasco forradas y entre la seda y el forro todavía poner una tela como una franela. Hecha de tapicero. Esas cortinas se abren y cierran a gusto. Creo que es bastante para resguardar el aire y no molestan como las puertas. Cuando vea los muebles que pueden ir en ese cuarto de dormir y tribuna; se puede tapizar muebles, cubrecamas y cortinas de la misma tela.

De teatro debo decirte que he empezado a ensayar una obra en verso "Fermín Galán" del poeta Alberti. Que tengo pedido el Teatro Español para el mes de junio y que no salgo de Madrid. No sé si al finalizar mi temporada iré a Alemania. Si me encontrara fuerte haría ese viaje; si no, a descansar unos días en casa y a Font-Romeu. El 5 de Agosto he de empezar en San Sebastián.

Si puede ser, que hagan un armario en el cuarto de baño para poner ropa, esmaltado en blanco, hará muy bonito.

Conformes con el calentador, los grifos deben ser buenos y los esmaltes de puertas deben estar bien hechos porque sino en seguida fan fastic.

He estrenado "Un dia de Octubre" que ha sido un gran éxito de prensa.

Lo de que la puerta de entrada al estudio no caiga frente a la de la salida a la azotea, hace que queden en el cuarto dos ángulos estupendos, ya verás.

Te abraza a ti y a los tuyos. Margarita.

 

Carta 9


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
4 Junio 1.931

Mi querida ahijada: recibí tu carta. Efectivamente estoy muy bien de salud. También yo deseo veros y pasar unos días con vosotros. En una de sus anteriores cartas, me decía tu padre que el Roseret de casa estaba algo malucha ¿está ya bien del todo? Vigílala, no coma fruta a deshora, hay que tener mucho cuidado con ella. Procuraré recogerte unas cuantas firmas. Natalia está ya completamente bien del brazo.

Dile a tu padre que el arrimadero de rajola del cuarto de baño, debe ser bastante alto, porque el agua salpica la pared y hace muy feo. El arrimadero alto evita las salpicaduras y queda con facilidad el cuarto limpio. También le dirás que le contestaré lo del calentador el próximo sábado, pues quiero ver unas casas de aquí antes de decidir. En Buenos Aires ví un cuarto de baño, que no se veía el depósito de agua, había solamente los grifos y unas llaves casi tan pequeñas como las de dar la luz eléctrica y salía el agua hirviendo al minuto. No sé que clase de instalación sería. Puestos a la obra, se ha de hacer bien.

"Fermín Galán" gusta al público y es muy aplaudida, pero la prensa la ha maltratado. No puedo decir si dará dinero. Hay que esperar al lunes o martes de la semana próxima. Desde luego pienso poner a 3 ptas. la butaca. La gente bien se ha ido, el calor se está echando encima y es preciso llamar al público popular.

Con besos y abrazos a todos, te dice adiós tu madrina que te quiere mucho. Margarita.

P.S. A nuestra visita hablaremos de tus futuros estudios, hay que pensar en ello seriamente.

 

Carta 10


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
4 Junio 1.931

Mi querido hermano: acabo de recibir tu carta. Conforme con todo lo que indicas. La loza inglesa, grifos blancos, etc. al precio de 1.000 ptas. Quisiera saber si nada más que encendida la cocina, hay agua caliente en el thermosifón. Así quedaría el calentador eléctrico, para cuando el agua no estuviera bastante caliente. El calentador Protos es bastante conocido y debe ir muy bien. Lo que yo indicaba en la carta a la nena debe ser muy cómodo, pues el agua sale hirviendo al minuto y directamente y sin depósito ninguno, cuando menos yo no lo ví. Lo vi en la Argentina hace ya unos ocho años.

Ortín te hizo un giro días pasados de 2.000 ptas. Mañana te girará 1.500 ptas.

Es probable que dentro de quince días ya estemos al llegar, pues "Fermín Galán" ha sido tan maltratado por la prensa que no creo que se rehaga.

Procura que se adelanten los trabajos lo más que puedan.

Abrazos. Margarita.

 

Carta 11


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
5 Junio 1.931

Mi querido hermano: vistas las casas de aquí me decido por el calentador Protos de 80 litros como tu indicas. El arrimadero de rajola del hall debe hacerse también en la escalera hasta arriba del piso para que haga bonita la escalera. Creo que puede quedar precioso y habrá que pensar en el patio. Ya me dijo Pepe que a la salida de la cocina queríais poner un banco de rajola; será un sitio muy estable para las muchachas. Así mismo hay que hacer lo que indicaba en una de mis anteriores, en los arcos. La puerta que comunica con el retrete debe suprimirse, sólo debe quedar una gran ventana y con el arrimadero de rajola puede quedar un lugar muy agradable. Que activen lo más posible; pienso llegar a fines de Junio o primeros de Julio. Dime como crees tu que andarán las obras para esa fecha.

Margarita.

P.S. "Fermín" gusta al público. La prensa la ha maltratado. Veremos el resultado de los populares.

 

banco a la salida de la cocina

 

Carta 12

Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
19 Junio 1.931

Mi querido hermano: hoy me encuentro mucho mejor del catarro y creo que ha pasado todo peligro. Ayer por la tarde di una representación de "Elektra" al aire libre, la gente se entusiasmó, los periódicos hacen grandes elogios. Ni hoy ni mañana trabajo; el domingo por la noche me despido con el "Auto" de Calderón y "Elektra". El lunes a las dos de la tarde saldrán en auto para Badalona, yo saldré por la noche en el tren, es más cómodo. Esperan llegar a las 2 de la madrugada. El martes irá a cenar con nosotros Pijoán y Sra., probablemente me iré con ellos a su casa o al Hotel del Tibidabo como te decía en mi anterior. No te preocupes por la reforma, pero créeme que lo mejor es acabar de una vez. Hay que instalar teléfono no lo olvides. Dejaremos la casa lista, para no pensar en gastos, hasta dentro de mucho tiempo.

Hasta pronto. Margarita.

 

Carta 13


Hotel Nacional.
Paseo del Prado. Madrid.
26 Junio 1.931

Mi querido hermano: acabo de recibir tu carta. Siento mucho que el telefonema llegara tarde. El martes próximo por la noche saldré de Madrid. Bajaré en el apeadero del Paseo de Gracia y es de esperar que esta vez no tendrás que buscarme debajo de los bancos.

Celebro que cada día que pasa mejore la casita, pues desde aquí lo veo muy mal. No olvides que hay que poner teléfono. Pepe saldrá en auto a las 3 de la tarde del martes mismo; llegará de madrugada. Yo pasaré el miércoles con vosotros y por la noche iré a cenar a casa de Pijoán y me quedaré allí unos días.

Desea abrazaros a todos y os quiere mucho vuestra Margarita.

A finales de julio de 1.931 las reformas se terminaron. La casa de Santa Madrona 118 quedó con una puerta de entrada de hierro, una vidriera antes del hall y, entre éstas, un banco de madera como recibidor; el hall y sala de estar donde arrancaba la escalera que llevaba a las habitaciones del primer y segundo piso, el comedor, la cocina office y el patio con dos puertas para acceder a él: una, comunicada con el office, y otra comunicada con la cocina propiamente dicha y, frente a ella, un banco de azulejo. Al final del patio (badiu como se llama en Badalona) había el comedor de verano bajo "les voltes" (los arcos). Un baño con ducha y la escalera de acceso a la casa de Santa María 124, donde Miquel Xirgu y su familia tenían las habitaciones y una terraza que se habría al patio de la casa de Santa Madrona. Finalmente, y tocando a la calle de Santa María, el garaje.

En el primer piso, a izquierda de la escalera se encontraba el dormitorio de la Xirgu y su marido con tribuna frente al mar y, a la derecha de la escalera, a más de la escalera de acceso al segundo piso, se encontraba una habitación de huéspedes, un cuarto de baño y un water. En el segundo piso, a izquierda de la escalera, se encontraba el estudio y después la terraza y, a la derecha de la escalera, otras dos pequeñas habitaciones para huéspedes.

Todo lo que pedía Margarita Xirgu a su hermano Miquel se llevó a término; sólo variaron pequeños detalles como, por ejemplo, no colocar los toldos en la fachada y terraza; las puertas del comedor y de la cocina office, al final fueron móviles como las del saloon de un western para facilitar el paso; en el comedor no se instalaron armarios de madera sino bufets; les vidrieras del hall y del patio fueron diferentes; la escalera del hall no tuvo puerta,...

La casa de Margarita Xirgu en los años 70 fue reformada completamente, adecuándola a las nuevas necesidades de sus familiares y modificando la distribución de todas las habitaciones y espacios.

 

Margarita Xirgu y una amiga en el patio de la casa de Badalona en Santa Madrona, 118.

Foto encontrada por Marçal Font i Espí

Margarita Xirgu y una amiga en la playa de Badalona, delante de su casa .

Foto encontrada por Marçal Font i Espí

Margarita Xirgu en la playa de Badalona, delante de su casa

Foto encontrada por Marçal Font i Espí

 


XAVIER RIUS XIRGU

 

àlbum de fotos


volver

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.