79. MARGARIDETA

 

Margarita Xirgu Rico nació el 22 de octubre de 1913 y fue la ahijada y sobrina de Margarita Xirgu, que siempre le llamó: su Margarideta. La tía fue para la niña el hada que hizo posible sus inefables ilusiones infantiles. En una entrevista de Antonina Rodrigo publicada en "El Diario de Barcelona" explicaba: <<Mi niñez está física e ilusionadamente unida a su recuerdo. Como todas las mujeres que no tienen hijos, se sentía muy responsable de mí, cuando me confiaban a ella. Vigilaba constantemente mis juegos y temía que el menor exceso me enfermase. Su camarera personal hacía entonces de niñera y prefería que de noche me acompañara en el hotel, hasta que ella terminase su actuación, a que la asistiera en la escena>>.

Uno de los mejores recuerdos infantiles de Margarita, fue una Fiesta de Reyes, que ella y su hermano Salvador, pasaron en Madrid, junto a su tía. Toda la compañía les hizo regalos y don Jacinto Benavente, que la quería mucho, le regaló la muñeca más bonita que tuvo en su vida.

 


Margarita , su abuela Pepeta Subirà y su hermano Salvador Xirgu i Rico.

Archivo Marta Prat Xirgu

Margarita y su hermano Salvador Xirgu i Rico.

Archivo Xavier Rius Xirgu

muñeca de Margarida Xirgu, sobrina de la actriz, regalada por Jacinto Benavente

fondo familiar

 

Margarita recibió innumerables cartas de su madrina, que no pudiendo vencer la nostalgia que le producía su recuerdo, la llamaba, y su hermano Miquel, que la quería tanto, la enviaba a su lado aunque sólo fuesen unos días, para no perder sus clases del colegio.

Margarita en la entrevista citada anteriormente, relataba: <<En cuanto aprendí a escribir, mantuvimos estrecha correspondencia. Y, a través de sus cartas, fechadas desde todas las ciudades españolas, en sus giras artísticas, trataba de orientar mi vida. Le preocupaba mucho mi salud y la marcha de mis estudios, tratando de inculcarme por todos los medios, la obligación moral de aprovechar el tiempo>>. Una carta fechada el 15 de julio de 1927 desde "Le Grand Hotel" de Font Romeu, se iniciaba así: <<Mi querida ahijada: Esta tarde he recibido tu cariñosa carta. No puedes saber la alegría que me das cuando me escribes, veo te acuerdas de mí y eso me pone muy contenta>>. Margarita Xirgu descansaba todos los veranos en el Pirineo francés. Este descanso era para ella imprescindible. Se iba sola y hacía reposo total, tan necesario para sus frágiles pulmones. En el mismo verano escribía desde Bilbao: <<Estoy muy contenta de ti; veo cumples lo ofrecido muy a menudo>>. Pero, en cuanto se retrasaba en contestar a sus cartas, se lo reprochaba cariñosamente: <<Comprendo que tienes mucho que estudiar pero si no me lo dices ¿cómo he de saber que te acuerdas de mí? Enfadarme contigo de ningún modo, pero te agradezco tanto tus cartas, que para darme esa satisfacción, bien puedes quitar diez minutos a tu recreo cada seis o siete días. ¿No es mucho pedir, no te parece, una carta cada semana y estaré contentísima?>>

Algunas cartas fueron verdaderas lecciones de gramática: <<El verbo ir se escribe sin h... Es preciso que escribas bien el castellano. En España es de suma importancia. No descuides la gramática>>. O <<Acostúmbrate a poner la población en que resides y la fecha antes del nombre a quien van dirigidas las cartas. Cuando las cartas son para el interior la fecha se pone al final después de la firma en esta forma: Margarita.- Hoy 30 de agosto...>>

Miquel Xirgu le compró a principios de 1928 a su hija Margarita, que tenía 14 años, un álbum para coleccionar firmas. Entonces estaba muy en boga esta costumbre. En el tiempo que las dos Margaritas -madrina y ahijada- no estaban juntas, la Xirgu se quedaba con el álbum y le iba recogiendo autógrafos, pensamientos, poesías, partituras de canciones, dibujos, ... del mundo artístico de la época. Margarita Xirgu realizó este trabajo para su ahijada hasta que se marchó en 1936 a realizar su cuarta gira por América y que acabó siendo el inicio de su largo exilio.

Desde Madrid, el 23 de febrero de 1928 Margarita Xirgu comunicaba a Margarideta: <<Don Jacinto Benavente nos ha leído el prólogo de la nueva obra que escribe para nosotros, es muy bonito. A ver si con esta nueva obra nos desquitamos de la pérdida que llevamos...>> Se trataba de la obra "¡No quiero! ¡No quiero!" estrenada a principios de marzo de 1928, en el Teatro Fontalba. Por estos días Jacinto Benavente le puso en el álbum una de sus frases moralizadoras: <<Más cerca está de Dios el pecado humilde que la virtud orgullosa>>

 


Pensamiento de Jacinto Benavente, escrito por él en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

Margarideta y Margarita Xirgu en 1928.

Foto: Antonina Rodrigo


En diciembre de 1928 Margarita Xirgu estrenó "Novelera" de los hermanos Álvarez Quintero y éstos estamparon unas rimas en el álbum de Margarideta:

Conserva en el corazón,
contra penas y dolores,
un escondido rincón
donde sólo nazcan flores.

 


Rimas de Serafín y Joaquín Álvarez Quintero, dedicadas en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

El 4 de enero de 1929 el poeta Álvaro de las Casas, escribió estas palabras en el álbum: << Llevas nombre y apellido de la más ilustre, eximia y preclara de las actrices de España; una fortuna así, honra y obliga.

Yo deseo con todo el alma que tu vida responda siempre a esta ejecutoria de glorias, en la que tú, de segura, escribirás páginas de ingenio, arte, como ley las escribes de belleza, bondad y ternura>>.

 

Dedicatoria de Álvaro de las Casas en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat


Con frecuencia aparece en la correspondencia entre madrina y ahijada el itinerario de las giras por provincias. El 9 de marzo de 1929, le escribe desde Alcoy, donde actúa: <<Mi muy querida ahijada: Recibí tu amable carta. Estoy muy contenta de ver que me comunicas tu cambio de colegio. Me gusta saber de tus cosas... Aquí termino mañana, voy lunes, martes y miércoles a Gandía, jueves vuelvo aquí a dar una única función. Desde el 14 al 19 Teatro Romea, Murcia. Del 20 al 24 Teatro Circo Cartagena. Del 30 de marzo al 18 de abril, Teatro Cervantes, Sevilla...>>.

El 23 de abril había debutado en la ciudad de la Alhambra, en el desaparecido Teatro Cervantes. Seis días más tarde se estrenaba la obra "Mariana Pineda", en la ciudad y cuna de la heroína liberal, que revistió caracteres de verdadero acontecimiento literario y social, dada la expectación que había por conocer dicha obra. Por aquellas fechas, los amigos del poeta ofrecieron un homenaje a Margarita Xirgu y al autor de "Mariana Pineda", en el que García Lorca leyó unas cuartillas exaltando la labor de la actriz y la admiración que sentía por ella: <<Públicamente, y en Granada -comenzó diciendo el poeta de Fuente Vaqueros- donde duerme su sueño de amor mi distinguida heroina, he de manifestarle mi agradecimiento y expresarle de manera fría y razonable la profunda admiración que siento por su labor de teatro en nuestro país; porque ella es la actriz que rompe la monotonía de las candilejas con aires renovadores y arroja puñados de fuego y jarros de agua fría a los públicos dormidos sobre normas apolilladas. Margarita tiene la inquietud del teatro, la fiebre de los temperamentos múltiples. Yo la veo siempre en una encrucijada, en la encrucijada de todas las heroinas, meta barrida por un viento oscuro donde la vena aorta canta como si fuera un ruiseñor...>>. Federico García Lorca en 1935 y durante su estancia en Barcelona y Badalona, estampó, de esta forma tan original, su firma en el álbum de Margarideta.

 


Firma de García Lorca en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

El día 4 de mayo de 1929, escribía Margarita Xirgu a su ahijada desde Granada: <<Me encontraba muy bien en Sevilla pero al llegar aquí, hizo un tiempo horroroso; lluvia, granizo, nieve muy cerca, que se dejó sentir por un frío intensísimo y me parece que ha sido este cambio tan brusco, el poco de malestar que siento. Creo que no será nada, pues hoy vuelve a hacer calor. Asistí a la misa con la colonia catalana de aquí, el día de la fiesta de Montserrat...>>.


Margarita Xirgu a partir de finales de 1922 empezó a pasar temporadas en la casa de Badalona, que acababa de adquirir. Cuando allí se instalaba, apenas salía de casa, le encantaba mirar el mar. Como decía Luis Prendes: <<Era una mujer de trato muy dulce, muy sencilla y extremadamente modesta, como corresponde al valor que tenía, que nunca le sorprendió haber adquirido>>. La Xirgu va conviure molts anys entre els badalonins. Com recorda en Joan Abril en un article a la "Revista de Badalona": <<A l'any 1930, en el teatret del Cor de Marina de Badalona, "Els Amics del Teatre" representaven amb gran entusiasme, un extens repertori de drames i comèdies. L'elenc era format per en Jaume Costa, l'Oleguer Solà, en Jaume Barbosa, en Selva, en Sitjà,... La direcció anava a càrrec d'en Muns, un actor veterà. En certa ocasió, durant un assaig, van comparèixer en Manel Dalmau i la Margarida Xirgu. L'actriu desitjava que la seva neboda, la Margarideta, debutés amb els afeccionats badalonins. Aquell modest teatret li recordava el começament de la seva vida artística. En Dalmau havia actuat moltes vegades amb la Xirgu. En Muns va escollir una comèdia on la neboda de 16 anys, hi tindria un brillant paper. En efecte, la Margarideta interpretà el paper molt bé, però aviat deixà córrer l'aventura teatral>>.

El 1 de junio de 1931 Margarita Xirgu estrenó "Fermín Galán" de Rafael Albertí en el Teatro Español de Madrid, éste le dedicó a su ahijada la poesía "La Húngara":

Y yo, mi niña, teniendo
abrigo contra el relente
mientras va el sueño viniendo.

Y tú, mi niña, durmiendo
en los ojitos del puente,
mientras va el agua corriendo.

 

Poesía y dibujo de Rafael Alberti en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

Ramón Pérez de Ayala el escritor de poemas, narrativa y ensayos, le dedicó este poema en el álbum:
Vivir no es sino amar.
Amar, tres cosas puede ser:
desear, poseer, recordar.
Pero, la posesión suele amargar,
como el recuerdo suele entristecer.
Sintámonos vivir,
poniendo un poco lejos el placer,
aun cuando lo podamos conseguir.
Caminar al mañana. No al ayer.
Desear. Desear, hasta morir.

 

Poesía de Ramón Pérez de Ayala en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.


El 26 de marzo de 1932 Margarita Xirgu estrenó "La duquesa de Benamejí" de los hermanos Antonio y Manuel Machado, en el Teatro Español de Madrid con decorados y figurines de su hermano Miquel Xirgu, padre de Margarideta. Manuel Machado le dedicó, en el álbum, este verso de "Soleares" del "Cante Jondo" de 1912:

Por soleares...

La veredita es la misma...
Pero el queré es cuesta abajo.
Y el olvidar cuesta arriba!

 

Verso de Manuel Machado del poema "Soleares"en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.


El 19 de agosto de 1932 el Ayuntamiento de Madrid adjudicó el Teatro Español por tres años a la Compañía Xirgu-Borràs, fruto de la segunda fusión de las dos compañías teatrales. El 19 de septiembre de 1932 Enric Borràs escribía en el álbum de Margarideta: <<Em plau i m'honra firmar aquest àlbum de la gentilísima Srta. Margarideta Xirgu, que, a més de ser una de les flors més hermoses dels jardins de la nostra terra es la fillola de Margarida Xirgu; la més gran de les nostres artistes>>.

 


Dedicatoria de Enric Borràs en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

El 30 de octubre de 1932, Miguel de Unamuno leyó a la Compañía Xirgu-Borràs "El otro" y el 13 de diciembre, escrbió en el álbum: <<En víspera d',,El Otro" que es uno de mis misterios>>

 


Dedicatoria de Miguel de Unamuno en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

El 16 de noviembre de 1933 Margarita Xirgu estrenó la tragicomedia "Divinas palabras" de Ramón María del Valle-Inclán, en el Teatro Español de Madrid, dedicándole un verso del poema "Rosa hiperbólica" -de marcado carácter autobiográfico- a Margarideta en su álbum, pero cambiando, curiosamente, la palabra de inicio Écheme por Lánceme:

Lánceme al mundo de un salto loco.
Fui peregrino sobre la mar.
Y en todas partes pecando un poco.
Dejé mi vida como un cantar.

 

Verso de Ramón María del Valle-Inclán en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

Margarita Xirgu y Federico García Lorca polarizaron en Barcelona una nutrida tertulia en 1935, que se reunía en el camerino de la actriz. En esta tertulia fue donde nació la idea de que Emili Grau Sala hiciera el cartel de "Doña Rosita la soltera". Antes, en 1934, ya le había dedicado a Margarideta una acuarela en su álbum.

 


Acuarela de Emili Grau Sala en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.


Grau Sala no fue el único pintor que dibujó en el álbum de la ahijada de Margarita Xirgu. También Julio Romero de Torres, entre otros, le dibujó una de sus características modelos femeninas.

 

Dibujo de Julio Romero de Torres en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

Fernando Díaz de Mendoza, ya viudo de María Guerrero, le escribió compartiendo firma con Rosario Pino: <<A Margarita Xirgu. Dios te dé fuerza para abrirte camino glorioso. Tu no sabes como obliga, como pesa un nombre como el tuyo. Una dolorosa experiencia me ha enseñado algo de eso>>.

 


Dedicatoria de Fernando Díaz de Mendoza en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

El médico, científico, historiador, escritor y pensador Gregorio Marañón, le dedicó este verso suyo a la ahijada de Margarita Xirgu:

Oye este aviso prudente:
para guardar la ilusión,
antes de llegar, detente
en el último escalón.

Si encuentras la puerta abierta
no te impaciente el pasar:
la ilusión no está en entrar
sino en quedarse en la puerta.

Vé brillar a las estrellas
y no las quieras cojer
y asi no podrás saber
lo lejos que estamos de ellas.

No es el goce, es el deseo
lo que guarda la ilusión:
Dios ha puesto a Prometeo
dentro de tu corazón

 

Verso de Gregorio Marañón en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

 

Margarita Xirgu había estrenado en 1915 "Carmen" de Prosper Merimée según arreglos libres de Joaquín Montaner y Salvador Vilaregut, en 1927 "El hijo del diablo" poema dramático en cinco actos y en verso, de Montaner en el Teatro Fontalba de Madrid, en 1928 "Los fracasados" de Henri-René Lenormand en traducción de Joaquín Montaner, a continuación estrenó "El estudiante de Vic" de Josep Maria de Sagarra con traducción al castellano de Montaner y en 1932 representó "La serrana de la vera", romance escénico de Luis Vélez de Guevara y de la que Joaquín Montaner fue el adaptador para el Teatro Español. Éste también dedicó un verso a Margarideta:

Son abejas las palabras:
solo dan miel cuando pican
en las colmenas del alma.

 

Verso de Joaquín Montaner en el álbum de firmas.

Archivo familiar Prats Prat.

Retrato de juventud de Margarita Xirgu Rico.

Archivo Xavier Rius Xirgu


Margarideta creció y después de cumplir los 17 años, conoció a Eveli Prat Diví yendo a estudiar a Barcelona en el autobús. Al estallar la Guerra Civil la familia Prat decidió trasladarse a Centelles donde tenían la casa de veraneo, y para que no le confiscaran la casa que tenía en Badalona puesto que les habían confiscado la fábrica que allí también tenían, propusieron casar a Margarita y Eveli en 1936 y que la familia de Miquel Xirgu junto con ellos, ocuparan aquella casa. En esta casa en 1937 nació la primera hija del matrimonio, Marta Prat Xirgu.

 

De izquierda a derecha, de pie: Pepita Rico, Miquel Xirgu, Eveli Prat, Margarida Xirgu Rico, Júlia Borque. Sentados: Isidro Borque, Roser Xirgu Rico, Céles Borque y Miquel Xirgu Rico.

Archivo: Xavier Rius Xirgu

 

En la anterior fotografía falta Salvador Xirgu Rico, que es quien la hizo. En la foto aparecen los hermanos de Júlia Borque -que más tarde fue esposa de Salvador- los padres de Margarita -Pepita y Miquel hermano de la actriz- y sus hermanos Roser y Miquel.

Margarita Xirgu Rico tuvo 5 hijos: Marta, Lídia, Esther, Eveli y David Prat Xirgu.

 


Margarita Xirgu Rico con sus 5 hijos: Esther, Marta, David, Lídia y Eveli.

Archivo: Xavier Rius Xirgu

Marta, ( a la izquierda ) hija de Margarida Xirgu Rico, con un vestido de la actriz en 1953

foto Marta Prat Xirgu

 

Recuerdo a tía Margarita, la tía Ica como le llamaba mi prima Ester Xirgu, con mucho muchísimo cariño.

 

Ester Xirgu con su tía Ica en Centelles donde veraneaba 1959

Archivo Ester Xirgu

Margarita Xirgu Rico, junto a su hijo David y yo, repasando nuestros deberes de verano, en su casa de Centelles.

Archivo: Xavier Rius Xirgu

Margarita Xirgu Rico en el balcón de su casa de Badalona, frente a la estatua del mecenas badalonés Roca y Pi.

Archivo: Xavier Rius Xirgu

Margarita Xirgu Rico murió a la edad de 88 años el 3 de abril de 2002, treinta y tres años después de la muerte de la que fue gran actriz, Margarita Xirgu Subirá.

 

Margarida Xirgu habla de Margarida Xirgu

 

Transcripción del articulo aparecido en la publicación "El temps" del 14 noviembre de 1988:

Margarida Xirgu parla de Margarida Xirgu

De la gran actriu catalana, de l'arribada de les seves despulles a Catalunya i dels homenatges que se li han tributat, parla Margarida Xirgu, la seva fillola i neboda, filla de Miquel Xirgu, escenògraf i professor de l'Institut del Teatre de Barcelona.

Quan vam veure Margarida Xirgu amb el martell a la mà, provant d'arreglar una persiana espatllada, no vam dubtar gens que havia heretat el temperament enèrgic i decidit de la seva tieta i, potser, la passió pel teatre de l'avi, el pare i la tieta. La conversa amb Margarida Xirgu ens va servir per reafirmar-nos en la primera impressió, tot i que ella de seguida ens va desmentir la segona, la seva passió pel teatre:

-No, no, gens, no m'hi he dedicat mai al teatre. Diria que no hi serveixo. La meva tia em portava moltes vegades amb ella, per Nadal i Reis l'acompanyava a Madrid, o allà on estrenés i una vegada em va fer sortir a l'escenari, sense parlar, havia de fer de xineta en una obra de la tia. M'ho vaig passar molt malament, tant que ni vaig sortir a saludar desprès. Mai més, vaig dir.

-¿Què en recorda però, d'aquella màgia especial que Margarida Xirgu sabia crear?

-Si, que la sabia crear, que és ben veritat. A mi m'agradava molt anar-la a veure actuar, ara ja no n'hi ha cap tan bona com ella.

-Margarida Xirgu era un personatge inquiet i decidit a l'escenari, ¿també a casa seva?

-No, això era quan actuava, però a casa era una persona normal, molt amable amb tothom, que anava a la platja amb nosaltres, que sortia a passejar...

-Perquè, diuen que en un assaig va arribar a tirar una sabata a un actor que es distreia, ¿això no passava mai a casa?

-Home, el dia abans de l'estrena, per exemple, si. Aquest dia, a casa tot volava, ella era com una altra persona. Tenia una cambrera andalusa, molt trempada que es deia Natália i que era l'única que sabia com calmar-la. Recordo que un dia li va dir: <<No tiri res més, ¿que no veu que se li acabaran les coses?>>. Però sí no, era una persona totalment normal.

-Normal, però també provocadora, i no només per les idees també va ser la primera actriu catalana que va sortir despullada a l'escenari. ¿Que en deia la família?

-No, ells ho veien bé. L'avi, el seu pare, li va encendre el cuquet del teatre perquè hi era molt aficionat, però va morir jove i desprès era l'avia qui l'acompanyava sempre!

-El 1913 passa cap al teatre en castellà, no... (No ens deixa acabar, contesta ben decidida)

-¿Que és que no podia moure's d'aquí? ¿Que no és això el que han fet tots? Mira la Núria Espert o el Joan Manel Serrat, i em fa ràbia que li retreguin això!

-Però desprès del 13, quan venia de gira pels Països Catalans, continuava actuant en castellà, ¿per què?

-No sempre. Passa que els teatres la contractaven per fer teatre en castellà i es feia tota la gira en castellà, però si li ho demanaven, ¡i tant que feia teatre en català! Aquí a Badalona va fer "Terra baixa" en català; generalment a partir de llavors eren coses benèfiques les que feia en català.

-Vostè la considera, però, una actriu catalana.

-Si, catalana. Va néixer aquí, va començar aquí, s'hi va estar molt de temps i ella se'n sentia, és clar, de catalana. Encara més, l'oncle, el seu segon marit, que de sempre havia actuat amb ella i desprès li portava els contractes i tot això, no era català, era d'un poblet d'Aragó, però no volia que ningú ho sabés perquè li agradava més ser català, sí, sí. ¡Oh!, i a l'exili a l'Albert Closa a qui li deia "el noi", quan anava a dinar a casa de la tia li feia mongetes amb botifarra.

-Quan la guerra civil, Margarida Xirgu estava de gira a Amèrica i ja va quedar-s'hi sempre més. ¿Continuava comunicant-se amb vostè?

-Si, ¡es feien dinerets a Amèrica!, per això hi va anar. Ara, ella sempre ens escrivia cartes, ens enviava fotos i també revistes que parlaven d'ella. Al començament no tant perquè els d'aquí, els del regim, li tenien molta mania i no sabíem que passaria, ¿no hi podíem posar ni el nom!

-¿Com se les van enginyar, doncs?

-Jo havia d'escriure amb el nom de l'oncle i desprès, a dins, hi posava un altre sobre amb el nom de la tia i ella, com que jo també em dic Margarida Xirgu, hi posava el nom del meu marit, així la censura no s'hi posava tant.

-Volia tornar a Catalunya, en canvi mai va arribar a fer-ho.

-Perquè li van fer boicot, l'oncle, Miquel Ortín, va venir des d'Amèrica aquí per saber una mica quin ambient hi havia, i va llegir l'article aquell de "La Vanguardia" de César González Ruano (26 d'agost de 1949) que deia tant de mal d'ella. La tia era d'esquerres i, d'aquesta manera, no s'hauria sentit bé aquí.

-Tot i així, sembla que guardava fins i tot la clau de la casa...

-Si, és que la minyona de casa nostra era molt sorda i una vegada la meva mare va escriure una carta a la tia dient-li que quan tornés a casa -ja era a l'exili- truqués ben fort, que, si no, no la sentiríem. ¡La tia va escriure una carta dient-nos que si havíem canviat el pany, ella a Amèrica encara guardava la clau de casa, que vindria, obriria sense fer soroll i ens donaria una sorpresa!.

-¿Era un personatge gaire popular a l'època?

-Tothom la coneixia, això si, i quan anàvem a missa o a la platja tothom se la mirava i sabien que era ella, però no hi havia pilots de gent, ni empentes ni autògrafs, això dels fans en aquella època no existia.

-¿Desprès de la guerra continua la popularitat?

-Si, tot i que des d'alguns sectors se la volia fer oblidar. Recordo que a "Destino" van dir que la Núria Espert era la primera actriu d'aquí que feia el "Hamer" i jo vaig escriure una carta al director dient que no era veritat, que la tia l'havia fet abans. Desprès vaig escriure-li per dir-li-ho i ella em va contestar: <<no trenquis cap llança per mi>>.

-L'homenatge a la seva tieta, encara que tard ha arribat

-Si, però ho vam saber per la televisió, que li feien l'homenatge. Vam dir: <<ah, mira!>>. ¡És que ni dir-ho!, jo no dic que la Generalitat hagués de convidar-me, la important era la tia i no jo, però ens ho havien de fer saber. Suposo que se'n van descuidar, em sembla que tot va ser molt improvisat.

-Les seves despulles van arribar de Montevideo a Barcelona, ¿per a això si que li devien demanar el permís?

-No, tampoc en sabia res i, oficialment, tampoc vaig donar cap permís. El febrer, l'Antonina Rodrigo em va dir que s'havien de portar aquí les despulles de la tia, que ella havia de ser aquí. Doncs jo li vaig dir que nosaltres no hi havíem cregut mai en això, que no calia que portessin les despulles aquí, però que tampoc m'hi oposaria. Perquè, ves a saber què han portat de Montevideo, tot és política això.

-¿Però va firmar algun paper?

-No, per telefon i a l'Antonina Rodrigo li vaig dir això, que no m'hi oposaria, res més. Desprès devien pensar que si tant em feia que tornés com que no tornés, no calia convidar-me ni dir-me que li feien un homenatge.

-¿Què hi ha de dir a això?

-No res, se'n devien descuidar de dir-ho

-¿Però li va saber greu?

-Home, això si, perquè aquí, a Badalona, li van dedicar un carrer i l'Ajuntament ens ho va dir i, és clar, hi vam anar.

-Aquest novembre, un altre homenatge a Molins de Rei. ¿Aquí si que l'han convidada?

-Ens ho han fet saber, sí, i l'alcalde ens va dir que li havia sabut greu que la Generalitat no ens digués res.

-Per acabar, expliqui'ns alguna anècdota divertida de la seva tieta.

-¡N'hi han tantes! Si, mira, la meva tia feia règim un dia a la setmana i quan era a casa nostra, no sortia mai de l'habitació perquè deia, si sento l'olor dels guisats de la teva mare em saltaré el règim.


Algunos textos han sido extraídos del artículo periodístico "Habla Margarita Xirgu- Sobrina y ahijada de la gran actriz" de Antonina Rodrigo y del artículo periodístico publicado en "Revista de Badalona" de Joan Abril.

 

XAVIER RIUS XIRGU

 

álbum de fotos

volver

Creative Commons License
Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons.